Siete palabras (I)

En el Tres tristes tigres de Cabrera Infante, el inolvidable Bustrófedon «siempre andaba cazando palabras en los diccionarios (sus safaris semánticos)». Eran los únicos libros que leía: los encontraba mejores que los sueños, las imaginaciones eróticas o el cine. Pondré por aquí de vez en cuando algunas palabras —siete en cada entrega— leídas en un… Seguir leyendo Siete palabras (I)

Poesía en voz alta

Creo que es en una de las dos novelas de Leonard Cohen —no recuerdo si en El juego favorito o en Los hermosos vencidos— donde se describe la forma de cantar de uno de los personajes diciendo que «abdicaba ante el sentido de las palabras» (cito de memoria), evitando todo tipo de énfasis y los… Seguir leyendo Poesía en voz alta

No estamos siempre solos

Reproduzco aquí el prólogo de Gazeta de la melancolía que al final no se incluyó en el libro: el editor, José Mateos (Libros Canto y Cuento), me propuso dejarlo fuera, y yo entendí que era mejor así. No hacía falta alguna. Sin embargo, como le tengo algo de cariño al texto, he decidido publicarlo ahora… Seguir leyendo No estamos siempre solos

Palabras, música y memoria

El poder de la literatura (o uno de sus poderes): nos hace vivir más. Lo de otros y lo propio. Leemos, por ejemplo, una historia cualquiera de unos niños, de una familia, de una casa, de un verano sin fin —da igual que sea ficción o verdad, o una mezcla indiscernible—, y sin dejar de… Seguir leyendo Palabras, música y memoria

Como subir una montaña

Mulhacén, 1-X-2019 Escribir un libro es como subir una montaña. Por más que uno camine (y es todo el rato cuesta arriba), parece siempre quedar muchísimo para la cumbre. Pero cada paso, cada palabra —cada sesión de escritura, por breve que sea— nos acerca un poco más. Paciencia, fuerza, perseverancia. Fe. Es lo que hace… Seguir leyendo Como subir una montaña