Como subir una montaña

Ascensión al Mulhacén
Mulhacén, 1-X-2019

Escribir un libro es como subir una montaña.

Por más que uno camine (y es todo el rato cuesta arriba), parece siempre quedar muchísimo para la cumbre. Pero cada paso, cada palabra —cada sesión de escritura, por breve que sea— nos acerca un poco más.

Paciencia, fuerza, perseverancia. Fe. Es lo que hace falta. Y seguir andando, no hay más remedio.

Porque habrá momentos de desaliento. ¿De verdad llegaremos a la cima, a este paso…? Tendrá uno a veces la tentación de abandonar, de darse la vuelta y bajar por donde había venido.

Pero no: seguimos subiendo. Porque la historia que queremos contar tira ya de nosotros hacia arriba.

 NOTA: En mi brevísimo Diario de Valvanera, de hace algún tiempo, ya apunté esta idea.

 

2 comentarios en “Como subir una montaña”

  1. Siempre un placer seguir el ritmo de tus palabras.
    Víctor tu escritura es un don, un privilegio y esta humilde lectora no puede mas que seguir agradeciéndote ese regalo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s